frecuencias de los cuencos tibetanos,cuencos tibetanos y armónicos,musicoterapia con los cuencos tibetanos,terapia del sonido y cuencos tibetanos,beneficios de los cuencos tibetanos,efectos de los cuencos tibetanos,cuencos tibetanos y salud, cuencos de cuarzo vestidos
Historia de los cuencos tibetanos

El Budismo Tibetano es el resultado de la fusión de dos religiones, una de ella es la Shamanismo que adoraban el cielo azul y tenían la facultad y habilidad de comunicarse con los espiritus, curar, y la posibilidad de tener habilidades visionarias y adivinatorias.
La otra religión es el Budismo desarrollado a partir de las ensenanzas difundidas por su fundador Siddhartha Gautama, alrededor del siglo V a. C. en el noreste de India.
Después surgieron dos ramas más, la religión Bön que es una antigua tradición chamánica y animista tibetana que el decimocuarto Dalaí Lama la reconoció como la quinta escuela del Budismo Tibetano y el Lamaísmo que es el budismo desarrollado en los Himalayas también conocido como Vajrayana o budismo Tántrico.
Básicamente, esta forma de Budismo es la religión que predomina en los pueblos mongoles y tibetanos, reconocen al Dalai Lama como su líder espiritual, al tener más de 20 millones de seguidores es una de las ramas más grandes e importantes del budismo. Tanto la religión Bön como el Lamaísmo utilizan en sus rituales y meditaciones instrumentos musicales. La música tibetana ante todo es música religiosa.
Su historia siempre fué un gran misterio

Muchas personas a lo largo de las últimas décadas se han dedicado a estudiar en intentar descubrir el gran misterio de los cuencos tibetanos. Hasta el día de hoy no existe ninguna evidencia de que fueron utilizados como instrumentos sagrados sino como recipientes para comer ó para pedir limosna.
En muchos templos budistas se pueden encontrar cuencos parecidos a los cuencos tibetanos pero no son utilizados como instrumentos músicales en las sesiones espirituales, sino como recipientes sagrados.
No existe nada escrito referente a los mismos ni aparece dibujado en ningún libro tibetano. Hasta el día de hoy su historia sigue siendo un gran misterio ocultado entre las nubes del Himalaya... Según el Lama Yeshe Dorhe que pertenece a la escuela Ngag-pa en Dharamsala en India coemntó que muy raramente se había encontrado con algún cuenco a lo largo de sus viajes por todo el Tíbet, y además afirmaba: "La música del cuenco tibetano no está en absoluto integrada en la práctica espiritual de los tibetanos".
Durante la historia se han encontrado muchos cuencos tibetanos en excavaciones arqueológicas que provienen de los primeros tiempos de la historia tibetana. Hay viejos estudiosos Lamas que afirman que los cuencos tibetanos los utilizaban una secta muy primitiva que rendían culto al fuego, esta secta estaba muy próxima al Bon.

Durante la época Hippie en los anos 60 muchas personas occidentales atraídas por la espiritualidad budista adquirieron en los mercados antiguos cuencos tibetanos , verdaderas joyas que luego fueron desplazadas a sus ciudades de origen de toda Europa y America y de esta manera poco a poco se fueron haciendo conocidos los cuencos tibetanos. Numerosos estudiosos se dieron cuenta y se asombraron de que eran unos instrumentos muy potentes para ser utilizados en varios fines como terapias, meditación, masajes, música y un gran y amplio etc. Hoy en día se siguen estudiando y cada vez son más empleados en distintas ramas.
Pero la historia no queda aquí... Tenemos que pensar y preguntarnos por qué creaban estos recipientes sonoros de aleación y tan difíciles y de un arduo trabajo, para crearlos solo para ser utilizado como recipiente alimenticio ó para pedir limosnas..? La verdad que no es muy coherente...  Por qué han estado presentes a lo largo de los cientos de anos? Y los restos arqueológicos? Y su sonido? Posiblemente eran utilizados a escondidas de los ojos de extranos, por los shamanes en templos...
Un gran misterio que todavía queda por descubrir... pero lo importante son los beneficios tanto físico como psíquicos obtenidos por los fantásticos cuentos tibetanos, armas de gran valor para calmar el alma y descubrirnos a nosotros mismos.
zapatillas adidas